El Cobalto, mineral de sangre

El vehículo eléctrico necesita del coltán y cobalto, ambos minerales de sangre

El Cobalto es un mineral de sangre, por lo general poco conocido.

Pero lo cierto es que en los últimos años fue ganando interés, tanto es así que desde el verano del 2016 se ha duplicado su precio, de 21.000 dólares la tonelada hasta los casi 78.000 mil dólares. El aumento del precio es una señal la cual muestra que está sucediendo algo extraño con este material.

 

 

 

 

 


 En tiempos pasados era el Cobalto muy apreciado por los pintores, para Vincent Van Gogh era el Cobalto azul el mismo cielo azul.


El nuevo amor a este viejo mineral se debe a la electromovilidad y sobre todo al desarrollo del vehículo eléctrico, marcas como Tesla son las que empujan al alza el precio de este mineral debido a que el cobalto es especialmente necesario para el desarrollo de las baterías de los vehículos.

Lee también:   Fomenta el vehículo eléctrico la esclavitud infantil ?

 

Según la agencia alemana de materias primas las empresas automovilistas han aumentado considerablemente su necesidad de Cobalto, la importación de cobalto pasó de 65.000 toneladas en el año 2010  a 90.000 toneladas en el año 2015, se calcula que para el año 2025 la necesidad de Cobalto aumentará hasta las 155.000 toneladas.

Este aumento de la demanda empujada los precios al alza, según algunos entendidos en la materia el precio del cobalto a día de hoy está inflado, pero lo cierto es que no se sabe si habrá algún material que lo pueda sustituir o si mejoraran las técnicas de extracción.

Marcas como BMW o VW salieron al mercado en busca de suministradores y por lo visto tuvieron que mejorar sus ofertas en varias ocasiones, hasta ahora no han logrado asegurar quien le asegure el precio y suministro en la próxima década, ambas marcas piden además que se garantice unas condiciones laborales dignas para los mineros.

La industria alemana lo tiene claro, sin minerales como el coltán o el cobalto no habrá tecnologías del futuro Made in Germany, la dificultad de la extracción no se debe a cuestiones de la física sino más bien a la situación política que se vive en el Congo.

Lee también:   El coltán, mineral clave para el Congo
La Republica Democratica del Congo es el mayor extractor de Coltán y Cobalto, un problema añadido es que no son nada respetuosos con el medio ambiente, tampoco lo es China, un país el cual también es rico en este tipo de minerales, desde un punto de vista social y ecológico la extracción de este material deja mucho que desear, en el Congo hay esclavitud infantil entre otros muchos problemas, pero nada de esto sería mejor si es China el país suministrador.

China es a día de hoy el mayor importador, gran parte de ese material termina siendo exportado en productos ya terminados y otra parte de ese mineral se vende directamente a países como Corea o Japón, mientras que Alemania intenta hacer un juego limpio y se preocupa por el medio ambiente y las condiciones laborales, China compra y extrae sin miramiento alguno por lo que la industria alemana puede perder competividad, Alemania además depende al 100 por ciento de las importaciones y la oferta es cada vez mas escasa.

Es necesaria esta fiebre del coche eléctrico? no sería más sencillo y ecológico poner fin a las subvenciones al diésel tal como pide VW? no sería conveniente continuar desarrollando motores más eficientes con  modelos de catalizador el cual elimine casi al completo el óxido nítrico de los vehículos diésel.

Lee también:   Un nuevo modelo de catalizador elimina casi al completo el óxido nítrico de los vehículos diésel.

 

 

 

Deja un comentario